La lectura y la escritura, como experiencias divertidas

La lectura y la escritura, como experiencias divertidas

He aquí algunas formas de hacer divertida la hora de leer y escribir para tus hijos.

Léeles todo tipo de material, que tengan distintos formatos, géneros y funciones: poemas, historias reales e imaginarias, libros informativos, revistas, periódicos, historietas.

Lee en voz alta con dramatismo y emoción. Especialmente si estás narrando algo, utiliza diferentes voces para los personajes, juega con gestos, movimientos y cambios de volumen. La idea es meterlos en el cuento.

Utiliza los nombres de los niños en vez de los originales. Esto les fascina porque se sienten identificados e involucrados en la historia. No hay como ser protagonistas en vez de solo espectadores.

De ser posible, elabora títeres y representa la historia o enseñanza con ellos. Los más sencillos son los que hacemos con una media, botones, lana o hilo. La técnica es lo de menos, lo fundamental es el efecto que puedes provocar en los niños cuando das vida a los personajes.

Vuelve a leer sus lecturas favoritas tantas veces como ellos lo quieran. Esto les permite gozar de la historia una y otra vez, y el mensaje se les fijará sin duda. Jamás lo olvidará. Esto es muy valioso para enseñarles valores y actitudes que deseamos transmitirles.

Selecciona autores y libros que los niños disfruten. Hay muchos autores especializados en hacer libros para niños y jóvenes, incluso algunos especializados en ciertos grupos o edades. Puedes asesorarte con un bibliotecario o en sitios de Internet que tratan el tema. Pero ante todo, busca que sean lecturas que vayan con los valores y principios que quieres sembrar en tus hijos, con énfasis en aquellos que corresponden a los deberes y los derechos fundamentales: honestidad, solidaridad, compromiso, trabajo, disciplina, verdad, amor, respeto y cuidado de sí mismo, de los otros y del medioambiente, entre otros.

Lee historias que tengan partes repetitivas y anímalos a repetirlas contigo. Señala las palabras mientras las lees, especialmente si estás con niños muy pequeños, para ayudarles a hacer la conexión entre las palabras escritas y sus sonidos.

Comenta los temas de la historia y haz preguntas sobre los personajes. Asegúrate de que sean preguntas que hagan pensar a los niños en qué pasará luego o qué harían si estuvieran en la situación planteada o fueran x o y personaje. Si se trata de un artículo informativo, comenta con los niños la idea principal, el mensaje.

Motiva a tus parientes y amigos para que les regalen a los niños libros u otros materiales de lectura.

Llévalos a la biblioteca local cada vez que puedas. Allí explora con ellos tanto los libros como los recursos digitales: CD-ROM, videos, Internet, así como otros materiales impresos: revistas, folletos, mapas. Haz que se afilien como usuarios para que puedan pedir prestados los materiales por sí mismos.

Suscríbelos a una revista u otra publicación periódica. Así fomentarás sus habilidades de lectura y escritura de correos además del contacto con el lenguaje de la revista.

Anímalos a elaborar listas o tarjetas para sus amigos o parientes en diferentes ocasiones.

Siempre diviértete con los chicos. Entre más disfrutes de la experiencia, más lo disfrutarán ellos también.

About author

A tí también te puede gustar

Familia UNOi 0 Comments

¿Cómo amar a tu familia?

Para amar a tu familia necesitas: Amarte a ti mismo Para poder brindar amor a otras personas, es primordial empezar por amarte a ti mismo. Es imposible dar lo que…

Familia UNOi 0 Comments

¿Cúal es el rol de la familia en la era digital?

Te invitamos a descubrir cómo estás guiando y acompañando a tus hijos en el uso de las nuevas tecnologías

Afectividad 0 Comments

Catorce formas de mostrarle a tu hijo que lo amas

Los padres tienen una gran cantidad de obligaciones frente a sus hijos desde el momento de su gestación. Quizás el más importante de esos deberes es el de brindar amor…

0 Comentarios

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero en dejar un comentario. Añadir un comentario a esta entrada

Deja tu respuesta