Catorce formas de mostrarle a tu hijo que lo amas

Catorce formas de mostrarle a tu hijo que lo amas

Los padres tienen una gran cantidad de obligaciones frente a sus hijos desde el momento de su gestación. Quizás el más importante de esos deberes es el de brindar amor incondicional. Durante la crianza de los hijos pueden haber un sin número de dificultades y problemas, pero los padres jamás pueden dejar de atender, apoyar y apreciar a sus pequeños.

El amor se puede demostrar de diversas formas, como las que te compartimos a continuación.

  1. Ayudarles a descubrir aquello que saben hacer bien y apoyarlos para que lo practiquen y perfeccionen. Estimular sus capacidades, virtudes y talentos todo lo que puedas. Amarlos es hacer que se sientan capaces y útiles.
  1. Estar pendientes de sus avances, dificultades y cambios, y estar en contacto con sus profesores y profesoras para hablar resolver estos temas en la vida de nuestros hijos.
  1. Si sienten tristeza, no dar por descontadas sus razones ni subestimar su pena sino que, por el contrario, debemos considerar cómo se sienten.
  1. Darles oportunidad de estar y relacionarse con otras personas, familiares y amigos.
  1. Llevarles un presente de vez en cuando. Llega a tu casa con un detalle o regalo, que no tiene que ser comprado, sino ojalá elaborado por ti mismo. Este tipo de presentes son los que más aprecian y conservan nuestros hijos, porque fueron hechos para ellos.
  1. Decirles “te amo”, “te quiero”. Esto debe ser un hábito en tu relación con tus hijos, no lo excepcional.
  1. Tener tiempo para todos y para cada uno. Que cada momento que pases con tus hijos sea pleno y grato, aunque sea breve.
  • Permitir que, desde pequeños, se responsabilicen de las consecuencias de sus decisiones y acciones. Amarlos es forjar su carácter y prepararlos para la autonomía.
  • Enséñales a ser disciplinados y responsables con sus compromisos, sin gritos ni regaños, sino con ejemplo y firmeza. Los hijos siempre agradecen esto a medida que son mayores.
  1. Escucharlos con interés y animarles a expresarse sin temores. Amarlos es mostrarles que te importa lo que dicen y lo que piensan.
  1. Compartir con ellos grandes aventuras pero también aprendizajes cotidianos. Aprovechar aun las cosas sencillas y pasajeras como contemplar un insecto o leer una noticia para transmitirle principios y valores perdurables.
  1. Acompañarlos y participar con ellos en actividades conjuntas. Porque amarlos es estar presentes, estar allí tanto en sus momentos cotidianos como especiales.
  1. Mimarlos, arrullarlos, besarlos, tratarlos con ternura y enseñarles a manifestar su afecto sin sentir vergüenza por ello. Porque amarlos es manifestarles abiertamente nuestro cariño.
  1. Proveerles lo que necesario pero no todo lo que te pidan. A cambio, muéstrales amor enseñándoles a obtener lo que quieren con ahorro y su propio esfuerzo.

Existen otras cientos de formas de darle amor a tu hijo, pero recuerda que no se debe quedar solo en palabras, sino que tienes que demostrar le a tu hijo que los amas durante cada día de su vida.

 

About author

A tí también te puede gustar

Familia constructora de paz 1Comments

¿Cuáles son los beneficios de perdonar y cómo hacerlo?

La afirmación de que sin perdón no hay paz es muy cierta. Está bien comprobado que el ojo por ojo, diente por diente solo hace estragos en nuestras vidas y…

¿Cómo abordar los problemas de aprendizaje de nuestro hijos? 2 Comments

¿Qué puedo hacer si mi hijo ha sido diagnosticado con TDAH?

No es sencillo recibir la noticia de que nuestro hijo presenta un trastorno como el TDAH, por eso es normal que reaccionemos con sentimientos de culpa, rabia negación o temor,…

Hábitos de lectura 0 Comments

IDEAS PARA MANTENER VIVAS LA LECTURA Y LA ESCRITURA EN CASA

Les compartimos algunas ideas prácticas para fomentar la lectura y escritura en nuestras casas: Establezca tradiciones de aprendizaje. Piensa en crear nuevas tradiciones para tu familia que dejen en tus…

0 Comentarios

No hay comentarios aún

Puedes ser el primero en dejar un comentario. Añadir un comentario a esta entrada

Deja tu respuesta